Reseña: Zoocracy

Zoocracy llegará a Kickstarter durante el mes de febrero. Agradecemos a Haas Games el habernos cedido una copia del prototipo de este juego para su reseña. Zoocracy es independiente del idioma, pero su autor abre la puerta a la traducción del libro de reglas si la campaña cuenta con suficiente apoyo por parte de mecenas españoles.

Ha llegado el esperado momento. Los animales del zoo han obtenido su autonomía política y han construido un gobierno democrático.

Pero como es lógico, diferentes partidos han surgido con distintas ideas, todos intentando llegar a lo más alto e imponerse ante el resto.

zoocracy reseña

Así da comienzo Zoocracy, un juego de negociación y control de áreas con un trasfondo político realmente original y divertido. Todo transcurrirá en el interior del zoo, entre las distintas jaulas y con todo tipo de animales como protagonistas. El juego permite partidas de 2 a 6 jugadores con una duración de entre 60 y 120 minutos, aunque es recomendable jugar a partir de 4 personas para experimentar al 100% el espíritu del juego.

Dando forma a nuestro partido

La preparación de Zoocracy es realmente sencilla. Cada jugador tomará todos los componentes del color elegido, esto incluye: 50 fichas de Alimento, 1 marcador de Objetivo Político, 1 marcador de voto y 1 marcador de asiento. Tomaremos 10 de las fichas de Alimento y las situaremos frente a nosotros. Esto representa los fondos de tu partido. Las restantes fichas irán a una reserva general en el centro de la zona de juego.

zoocracy juego de mesa

A continuación, colocaremos los distintos marcadores generales en sus lugares correspondientes dentro del tablero principal. Situaremos en la primera casilla con forma de árbol los siguientes: Marcador de Ronda, Marcador de Elecciones Parlamentarias y Marcador de Elecciones Presidenciales. El Marcador de Mayoría lo dejaremos por el momento cerca del contador de Parlamento.

Todos los jugadores colocarán su ficha de Objetivos Políticos en la entrada del zoológico.

Formaremos el mazo de eventos y el mazo de acciones, y daremos 2 cartas de acción a cada jugador.

zoocracy reseña

Por último, colocaremos las cartas de Cargos Políticos al alcance de todos los jugadores.

Ahora sí. La partida puede dar comienzo.

Debate de investidura

Zoocracy es uno de esos juegos en los que la implicación de los jugadores es clave para poder disfrutarlo al máximo. En las partidas que he podido jugar, cuando más hemos disfrutado es en aquellas en los que todos poníamos nuestro granito de arena para escenificar una sesión parlamentaria llena de tensión y rivalidad.

Como veremos a continuación, las fases clave del juego son aquellas en las que se realizan votaciones buscando alcanzar el puesto de presidentes o la mayoría parlamentaria. Tendremos alianzas, traiciones, acuerdos y muchos desacuerdos. Todo con la mira puesta en ascender a lo largo del escalafón de objetivos políticos.

zoocracy reseña

Y es que alcanzar la cúspide dentro de este track de puntuación, es la forma de proclamarnos vencedores de la partida. La otra vía de disparar el final de partida es revelar la carta de evento Fin del Juego, que siempre se encontrará entre las 3 últimas del mazo. Si se llega a este punto, el jugador que haya avanzado más dentro del marcador de Objetivos Políticos será el vencedor.

Desarrollando nuestra carrera política

Echar un vistazo al listado de fases de juego de Zoocracy impone un poco. Son un total de 8 diferentes, algunas de las cuales se alternarán de un turno a otro. Y cuentan con nombres tan imponentes como: Elección Presidencial, Campaña de Elecciones Parlamentarias o Formación de Gobierno.

A pesar de su apariencia, lo cierto es que las fases son muy sencillas de aprender y cuentan con mecánicas muy dinámicas. No en vano, como decíamos anteriormente, buena parte del juego se basa en el control de áreas mediante mayorías, con un salseo especial en la negociación con los demás jugadores.

zoocracy reseña

Intentaremos resumir el funcionamiento básico del juego de forma rápida.

La partida comenzará con la elección de presidente. Para ello, todos los jugadores en representación de su partido político tomarán en secreto un número determinado de sus Fichas de Alimento (recordemos que empezaremos con 10 de ellas) y las ocultarán en su puño. Cuando todos los jugadores hayan realizado esta acción, se mostrarán las fichas que cada uno ha aportado, y aquel que haya ofrecido más será nombrado presidente.

Dicho jugador deberá descartarse de las fichas reveladas enviándolas a la reserva, mientras que el resto de jugadores tendrán que descartar únicamente la mitad de las fichas mostradas.

El marcador de Objetivos Políticos del jugador que ha alcanzado la presidencia avanzará inmediatamente un paso dentro del track correspondiente. Y además, moveremos el marcador de Elecciones Presidenciales 2 espacios en el marcador de rondas, recordándonos así que las próximas elecciones presidenciales no tendrán lugar hasta dentro de 2 turnos.

La siguiente fase es la conocida como Campaña de Elecciones Parlamentarias. Aquí, por turnos y siguiendo el orden indicado por el número de escaños ocupados en el Parlamento, los jugadores tendrán que sobornar a los distintos animales presentes en el zoo para intentar que apoyen a nuestro partido. Nuevamente la moneda para realizar estos sobornos serán las fichas de alimento, con lo que si has realizado un sobreesfuerzo en la fase anterior, es muy posible que ahora te veas bastante limitado para conseguir seguidores.

zoocracy reseña

En total serán 9 las especies de animales a las que podremos intentar atraer. Cada una estará en su respectiva jaula esperando a que les ofrezcamos algo interesante.

Tendremos dos limitaciones a la hora de sobornar:  no colocar nunca más de 3 fichas de Alimento dentro de una misma jaula y el no poder colocar nunca un mismo número de fichas en una jaula que ya contenga fichas de otro partido.

Cuando todos los jugadores hayan gastado sus fichas, se pasará a la fase de Elecciones Parlamentarias, en la que se llevará a cabo el recuento para saber quién tiene la mayoría de fichas de Alimento en cada jaula. En el tablero central, dentro de cada una de las jaulas, se muestran cuantos votos se lleva el jugador que consiga la mayoría y cuantos el que quede en segundo lugar (si es que lo hubiera).

Cada jugador sumará sus votos acumulados y añadirá dichos votos a su marcador en el Parlamento (1 voto es el equivalente a 1 escaño). Cuantos más votos posea, más escaños ocupará en el Parlamento. Y cuantos más escaños ocupe, más fácil le será formar un gobierno según sus intereses.

zoocracy reseña
Así quedan representados los escaños de cada partido

A continuación deberá definirse cuantos escaños son necesarios para tener la mayoría parlamentaria. Para ello deberemos sumar todos los escaños ocupados por los distintos jugadores y dividirlos entre 2. El resultado es la cifra de escaños mínima que deberá conseguir un partido para formar gobierno, algo que generalmente no logrará por sí mismo. Es aquí donde los partidos tendrán que aliarse unos con otros formando coaliciones para sumar votos hasta alcanzar la mayoría.

En la fase de Formación de Gobierno, los diferentes partidos tratarán de alzarse con el poder llevando a cabo dichas alianzas. Las alianzas no se realizarán a la vez, y tendrá que respetarse un orden de turno. El primero en proponerlas será el jugador con el mayor número de escaños en el parlamento.

Para realizar una coalición, el jugador activo tendrá que indicar a quien se la ofrece y anunciar dos puntos importantes:

  • Cuál será el reparto de poderes que realizará si su coalición sale adelante. Es decir, deberá indicar a que partidos otorgará los 3 cargos principales del juego: Primer Ministro, Ministro de Exteriores y Ministro de Defensa.
  • Deberá informar a que partidos apoyará para ascender en el track de Objetivos Políticos al final de cada turno. Estas promesas pueden romperse a posteriori, aunque lógicamente perderás la confianza de tus aliados.

Una vez hecho el anuncio en voz alta, todos los partidos votarán en secreto si están de acuerdo con la propuesta de coalición o no. Las votaciones se mostrarán todas a la vez, y deberán sumarse los escaños de todos los partidos que hayan votado “si”. En caso de que la suma de estos escaños alcance la cifra de la mayoría parlamentaria, la propuesta de coalición se acepta, y se habrá formado un nuevo gobierno.

En caso de que no se obtengan escaños suficientes para llegar a la mayoría, el turno pasará al siguiente partido por orden de escaños, que deberá realizar una nueva propuesta de coalición.

Cuando finalmente se forme gobierno, deberemos distribuir las cartas de cargos políticos según indicó el partido encargado de la propuesta de coalición. Además, el partido de la oposición (es decir, aquellos que votaron “no” a la coalición elegida) con más escaños, se convertirá en líder de la oposición, y recibirá la carta correspondiente para ser fácilmente identificado.

Por último, los partidos que votaron “si” robarán 1 carta de acción del mazo central y aquellos que votaron “no” tomarán 2 cartas de acción.

zoocracy juego de mesa
Las 5 cartas de Cargos Políticos

Entramos ahora en la fase de evento, en la que los animales del zoo tendrán que lidiar con un evento inesperado que modificará las condiciones normales del juego. Podremos perder escaños, subir escaños, mejorar nuestras reservas de comida gracias a donaciones, etc…

En la siguiente fase, el jugador con la carta de Primer Ministro anunciará que partido aumenta en 1 su marcador de Objetivos Políticos. Es importante saber que el Primer Ministro no tiene por qué atenerse a las promesas realizadas durante la propuesta de coalición, aunque no hacerlo puede condenar al gobierno a un voto de censura, una acción especial que pueden llevar a cabo los partidos en la oposición para expulsar al gobierno activo del poder.

Sorpresas en el mundo de la política

Un elemento que hemos pasado por alto conscientemente en la explicación anterior, es el de las cartas de acción. Se trata de unas cartas muy especiales (y valiosas) que iremos consiguiendo a lo largo de la partida. Todas cuentan con interesantes beneficios para su dueño o efectos negativos para nuestros rivales, aunque eso si, únicamente podremos usarlas una vez en la fase indicada en la propia carta. Tras ejecutarla, la retiraremos de la partida.

zoocracy reseña

Otro elemento que aporta muchísimo al juego, es el voto de censura. Gracias a esta acción, los partidos en la oposición pueden presionar al gobierno a mantenerse firme en sus promesas. Será el líder de la oposición el encargado de decidir si la ejecuta o no, algo que solo podrá hacer una vez por cada gobierno formado. Si decide llevarla a cabo, se activará una nueva propuesta de gobierno, y deberá realizarse la votación tal y como hemos explicado anteriormente.

Si dicha propuesta termina de forma exitosa, el gobierno cambiará de bando. En caso de que sea fallida, no sucederá nada más, y se continuará con la siguiente fase.

Un zoológico cargado de personalidad

El arte de Zoocracy ayuda mucho a hacer el juego más distendido y sobre todo más amable a la vista. Tanto el bonito tablero de dos alas, como las cartas, están llenos de colorido y mucho humor.

zoocracy reseña

Tenemos a elegantes cebras, aburridos cocodrilos, imponentes leones en sus estrados o familias de pingüinos a las que encandilar con nuestras propuestas. Todo aparece muy bien reflejado en el arte de Mihajlo Dimitrievski, ilustrador en juegos tan exitosos como Saqueadores del Mar del Norte o Valeria, Reino de Cartas.

Conclusión

Zoocracy es un juego realmente bien tematizado. Sus mecánicas sencillas permiten introducirnos en un tema original y aparentemente gris, de una forma muy amena y divertida.

El eje central del juego es la interacción entre jugadores, ya sea fastidiando sobornos a los contrincantes, aliándonos con unos o traicionando a otros. El puteo entre los diferentes partidos será constante, pero aun así deberemos labrarnos una buena reputación si no queremos vernos aislados.

zoocracy juego de mesa

Así, de forma natural veremos cómo algunos jugadores se alinean en un lado, mientras otros lo hacen del opuesto. Incluso habrá quien intente mantenerse en el centro… como veis, una representación muy fidedigna de la vida política real.

Saber gestionar este tira y afloja entre nuestros intereses más egoístas, y el hecho de que necesitaremos constantemente el apoyo de alguno de nuestros rivales es una de las partes más atractivas de Zoocracy. Un punto que encantará a los amantes de la negociación y los trapicheos.

Estos motivos hacen que el que el juego brille especialmente a un número alto de jugadores. Viéndose obligado a realizar alguna modificación en las reglas para 2 y 3 participantes.

Sin más, os recomendamos estar muy pendientes a este juego y a su campaña de Kickstarter. Al ser una versión prototipo no queremos puntuarlo, y esperaremos a tener la versión final en las manos. Pero si os podemos adelantar que los componentes de esta versión son realmente buenos, con lo que es de esperar un producto de calidad y perfectamente rematado.

Ronda Social

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Glosario Juegos de Mesa

¿No entiendes algún término de los que solemos usar en Ronda Final? Quizá el siguiente glosario pueda ayudarte un poco.