Reseña: T.I.M.E Stories: Profecía de Dragones

4/5
  • Mecánicas
    4/5
  • Dificultad
    3.5/5
  • Originalidad
    3.5/5
  • Arte
    4/5
  • Materiales
    3/5

Volvemos a viajar en el tiempo gracias a T.I.M.E Stories. Y en esta ocasión lo hacemos de una forma muy particular: no solo nos desplazaremos en la línea temporal, sino que también cambiaremos de realidad, trasladándonos a un mundo al más puro estilo fantasía medieval poblado por enanos, elfos y magos. Así se nos plantea Profecía de Dragones, la segunda expansión de T.I.M.E Stories.

El juego se nos presenta en caja mediana, con tres mazos de cartas en su interior. Como en las aventuras anteriores, puede jugarse de 2 a 4 jugadores y la duración de cada sesión de juego ronda los 90 minutos, aunque para resolver la aventura completa necesitaremos unos 2 o 3 saltos, con lo que el tiempo total puede llegar hasta las 4 o 5 horas.

Fantasía heroica en estado puro

Como decíamos, Profecía de Dragones toma mucho de los arquetipos clásicos de la fantasía medieval, especialmente de Dungeons & Dragons. Esto salta a la vista en cuanto giramos las cartas de receptáculo y nos encontramos con 8 personajes totalmente canónicos, que cubren profesiones clásicas como: el guerrero, el paladín, el sacerdote, el alquimista, el ladrón… cada uno de ellos contará con sus propios valores, capacidades mágicas en ciertos casos y habilidades especiales. Además, los jugadores comenzarán con cierta cantidad de oro que, lógicamente, podremos invertir en adquirir diferentes elementos que mejorarán nuestras capacidades.

reseña profecía de dragones
Volvemos a encontrarnos Bob

Este último punto es realmente interesante, ya que aporta una novedad al juego: el poder customizar a nuestros personajes a nuestro antojo (o al menos, en la medida que nuestra economía nos permita). Os aseguro que os sorprenderá ver el tamaño del mazo de objetos de esta expansión.

Profecía de Dragones cuenta con una ambientación muy conseguida, beneficiándose de unas magníficas ilustraciones y a un mapeado realmente variado. Al contrario que en las historias previas (especialmente Asylum),aquí no nos sentiremos encerrados o limitados desde el primer momento.Tendremos una amplia zona para explorar que incluye bosques, tabernas, calles de la ciudad, etc… Además, dentro de cada localización, no todos los personajes podrán acceder a todos sus secretos. Habrá zonas en las que un mediano pueda colarse debido a su reducido tamaño, o lugares mágicos que solo los hechiceros puedan captar. Sin duda una novedad que es todo un acierto y aporta un extra de interés a la hora de jugar con un héroe u otro.

Todos los personajes disponibles en la expansión

El movernos entre tantos ambientes favorece mucho la sensación de aventura, a lo que hay que sumar los personajes tan variados con los que nos cruzaremos y, por supuesto, los combates a los que haremos frente.El conjunto es una propuesta que consigue transmitir mucha epicidad, un punto muy a su favor y que sin duda hará las delicias de todos los amantes del género.

Indudablemente Profecía de Dragones bebe de un espíritu muy rolero. No en vano decíamos que su mayor influencia era Dungeons & Dragons. El juego nos ofrece cierto desarrollo en los personajes, potenciado por el hecho de ir encontrando multitud de objetos que nos hacen más poderosos. Lógicamente, todo está enormemente simplificado para permitir un despliegue ágil y sencillo en cada sesión de juego, pero el regusto sigue ahí y sin duda es algo que se agradece.

opinion profecia de dragones

Precisamente por esto, es en esta expansión en la que peor he llevado el hecho de tener que volver a repetir saltos temporales. Como bien sabréis los que hayáis jugado a T.I.M.E Stories, cada vez que agotamos nuestro tiempo, volvemos a la época que nos corresponde y perdemos todo lo que hayamos ido recogiendo durante nuestra aventura. En nuestro siguiente salto temporal podremos volver a introducirnos en el cuerpo del héroe con el que estábamos jugando hasta ahora o pasar a otro personaje disponible, pero, sea cual sea el caso, empezaremos desde cero en cuanto a objetos o habilidades. Y eso en una aventura tan inherentemente aventurera como esta duele bastante.

Menos puzles y más aventura

Recapitulando un poco: en la primera historia de T.I.M.E Stories, Asylum, nos trasladábamos a un sanatorio mental para resolver un gran misterio a base de resolver pequeños enigmas y encontrar la forma de ir accediendo a diferentes estancias del edificio. En El Caso Marcy, primera expansión del juego, viajábamos a una ciudad norteamericana asolada por una virus para localizar a una niña que escondía un gran secreto, para llegar hasta ella debíamos abrirnos paso a tiro limpio.

Ahora, en Profecía de Dragones, el espíritu del juego vuelve a cambiar. Pasamos a una aventura en mayúsculas, con menos enigmas y menos acción, pero con muchas sorpresas y una gran capacidad de hacernos querer conocer más de ese mundo. Ni siquiera la trama toma tanta importancia como el propio sentimiento de aventura.

reseña profecia de dragones

¿Y cómo logra el juego hacernos llegar esas sensaciones? Ahí está la clave, y ahí está el problema de esta reseña. No puedo contároslo. Me niego en redondo de hecho.

En todas las historias de T.I.M.E. Stories nos topamos con este problema: existen detalles,mecánicas y momentos concretos de la trama que siempre sorprenden y que nos encantaría comentaros, pero sinceramente, si lo hiciéramos estaríamos destrozando buena parte de lo que hace a este juego tan maravilloso. Es por esto que únicamente os diremos que Profecía de Dragones cuenta con bastantes giros sorprendentes, con novedosas propuestas a la hora de desplegar las cartas sobre el tablero y mecánicas que no habíamos visto hasta la fecha en las dos aventuras previas.

reseña profecía de dragones

Sólo nos permitiremos comentar una pequeña novedad que nos ha encantado. En esta ocasión, y para reflejar de alguna forma las largas distancias que debemos recorrer entre una localización y otra, el juego incluye un mazo de cartas de encuentro. Nunca sabremos que podrá surgir de él, ¿algo bueno? ¿Algo malo? Os dejamos a vosotros descubrirlo.

Conclusión

Tras el bajón de El Caso Marcy, Profecía de Dragones vuelve a sorprendernos y a devolvernos la ilusión por T.I.M.E Stories. Sin duda se cumple el concepto de que cada expansión es un juego en sí mismo. Esta nueva aventura aporta un sabor totalmente diferente a las dos anteriores, aun compartiendo mecánicas. El mundo en el que nos sumerge es maravilloso, nos ofrece bastantes posibilidades de personalización y además cuenta con varias sorpresas en su interior que vale la pena descubrir.

opinion profecia de dragones

En su contra, a un nivel bastante personal, diré que el hecho de repetir saltos es algo que se me empieza a hacer algo pesado. Y, ya de forma más general, añadiría que uno de sus mayores problemas es que ciertas variaciones en las reglas originales se introducen mediante explicaciones demasiado concisas y breves (todo se describe en las cartas, y en algunos momentos el texto contenido en ellas no termina de ser suficientemente claro,dejándonos con dudas). Cuando esto sucede en mitad de la partida nos encontramos sin más opción que arriesgarnos a jugar cometiendo errores o aparar la partida y consultar en la red algún FAQ o foro que nos aclare un poco las cosas.

Pero salvando esos detalles, Profecía de Dragones es una expansión que merece mucho la pena.Recordad que las sensaciones estarán muy alejadas de Asylum, ya no reviviremos esas sensaciones de estar dentro de una aventura gráfica claustrofóbica, ahora nos embarcaremos en una aventura épica a través de un mundo de fantasía. Si la idea os atrae, dadle una oportunidad.

Ronda Social

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Nuestro Top

top juegos de mesa
http://www.rondafinal.es/xia-juego-de-mesa-resena/
http://www.rondafinal.es/resena-escape-tales-el-despertar-juego-de-mesa/
top juegos de mesa
top juegos de mesa
top juegos de mesa
ponzi scheme
monster lands
lord of hellas

Glosario Juegos de Mesa

¿No entiendes algún término de los que solemos usar en Ronda Final? Quizá el siguiente glosario pueda ayudarte un poco.